EL AGUA ESTÁ DORMIDA EN EL MAR DEL NEGRATÍN

VÍDEO DE NUESTRA SEMANA SANTA VIVIENTE

SELECCIÓN DE IMÁGENES EN MAR DEL NEGRATÍN

ORIGEN DE MIS VISITAS

CALENDARIO CUEVEÑO DE EVENTOS Y ACTIVIDADES

domingo, 18 de noviembre de 2012

JOSÉ Mª DE LA TORRE (MAÑAS) "JOSE DE ARIMATEA"


Es fundador y Coordinador General de toda la Semana Santa Viviente. Antes de que nadie supiese o conociese el proyecto de nuestra Semana Santa Viviente.
El verano anterior (1.999) organicé con él y Mª Angustias su mujer -cuñados míos- un largo viaje ¿turístico? por tierras de Madrid, Segovia y Burgos.
La residencia la situamos en el precioso e histórico pueblo madrileño de Buitrago del Lozoya. Desde allí cada día al amanecer hacíamos turismo por una de las provincias citadas.
Pero lo que ellos no sabían era que en Buitrago le esperaba una sorpresa enorme. Mis amigos Eusebio García y su esposa Angelines, fallecida pocos años después, les enseñaron el vestuario completo del Belén Viviente que allí representaban y que el gobierno de la Comunidad de Madrid acababa de declarar “Fiesta de Interés Turístico”.

JOSÉ Mª Y Mª ANGUSTIAS

Allí vivieron cómo y de qué manera aquel pueblo, había preparado y perfeccionado tan ingente labor y habían sacado adelante su Belén Viviente con más de trescientas personas.
Una semana después nos desplazamos a Fuente Obejuna (Córdoba) invitados por su alcalde y amigo mío Agustín Martín. Allí, José María, vio como se preparaba la próxima edición de su famosísima obra de teatro de Lope de Vega “Fuenteovejuna”. El vestuario, atrezzo, escenografía, decorados etc. fueron analizados minuciosamente por nosotros en los tres días que allí pasamos.
Desde aquel momento no tuve que intentar convencerle más para que él y la Cofradía Nuestra de los Dolores decidieran dar paso libre para que nuestra Semana Santa Viviente comenzase a preparar los medio materiales y humanos para poder representar nuestra primera edición.
JOSÉ DE ARIMATEA Y JESÚS DE NARZARET

Además, José María es un actor de una calidad y valía impresionante en el personaje que representa de José de Arimatea. Él es quien descuelga cada año a Jesús de la cruz.
Verlo bajar con la cabeza agachada del Gólgota, delante del cuerpo de Nazareno con todo el séquito de “Santas Mujeres” y amigos de Jesús con la música del Requien de Braham de fondo, es impresionante. Los miles de espectadores que miran fijamente esta escena con los ojos húmedos de lágrimas además de impresionante es increíblemente bella y conmovedora.
José Mª, como ya hemos visto, está casado con María Angustias Carrión, Presidenta de la Cofradía Nuestra Señora de los Dolores y encargada del Mercado Judío y del equipo de vestuario (junto a Elena Castellar Fuentes). Sus hijos Lorena y Alejandro participan activamente, también y desde el principio en nuestra Semana Santa Viviente como muchas familias del pueblo.

EL PERSONAJE HISTÓRICO:
Los cuerpos de los crucificados eran arrojados a la fosa común. La infamia continuaba después de la muerte. No sucedió así con Jesús gracias a la audacia y al amor y amistad personal de José de Arimatea.
ESCENA EN EL GÓLGOTA

"Y llegada la tarde, puesto que era la Parasceve, que es el día anterior al sábado, vino José de Arimatea, miembro ilustre del Consejo, que también él esperaba el Reino de Dios y, con audacia, llegó hasta Pilato y le pidió el cuerpo de Jesús. Pilato se sorprendió de que ya hubiera muerto y, llamando al centurión, le preguntó si efectivamente había muerto. Cerciorado por el centurión entregó el cuerpo a José. Entonces éste, habiendo comprado una sábana, lo bajó y lo envolvió en ella, lo depositó en un sepulcro que estaba excavado en una roca e hizo arrimar una piedra a la entrada del sepulcro"(Mc).
El sepulcro era de José de Arimatea, era nuevo y lo había mandado excavar en la roca (Mt). José "era un varón bueno y justo, miembro del Sanedrín, el cual no había consentido a su decisión y a sus acciones" (Lc).
Cuando le llega la noticia de la muerte de Jesús acuden con su autoridad a pedir a Pilato el cuerpo. Pilato, confuso por los acontecimientos, tiene el acierto de certificar la muerte de aquel inocente crucificado, y llama al centurión, éste le asegura que está muerto, y Pilato da el permiso.
José de Arimatea acude con prisa al Calvario junto a Nicodemo, y ayudados por Juan desclavan el cuerpo de Jesús. Uno de ellos abraza el cuerpo junto a la cruz, los otros dos desclavan la mano derecha que cae sobre el que sujeta el cuerpo; después suben de nuevo la escalera para separar el clavo de la mano izquierda, y el cuerpo entero cae sobre el que lo sujeta por la cintura. Con lienzos sujetan por las axilas el cuerpo de Jesús y lo descienden con cuidado, como si pudiesen lastimarlo después de tanto dolor. Después lo entregan a su Madre que lo recibe en su seno como cuando era niño. María llora sobre el cuerpo de su Hijo, sus lágrimas se juntan con la sangre que cubre como un manto real al cuerpo de Jesús.
José de Arimatea fue prudente al actuar con audacia. Quizá también lo fue cuando era discípulo oculto de Jesús. Es muy posible que su fe en Jesús fuese débil al principio y se uniese el deseo de ayudar desde dentro del Sanedrín con un cierto temor a las consecuencias de declararse de un modo manifiesto seguidor de aquel que se llamaba el Cristo, eso es lo que insinúa Juan en el Evangelio. Lo cierto es que la Cruz le quita cualquier tipo de temor o de perplejidad. Sabe descubrir en la Cruz el Sacrificio de la Nueva Alianza. Una vez iluminada la fe ¿de que sirven las tácticas y cálculos?
ENTIERRO DEL NAZARENO
José de Arimatea y Nicodemo estaban en los centros de poder de Israel y debían ser prudentes. Su prudencia les llevó a decisiones distintas cuando la situación cambió. Ante Cristo muerto en la Cruz desaparecen todas las las estrategias humanas.

No hay comentarios: